El hombre está encorvado, su rostro lo marcan las arrugas, su hablar es cada vez más pausado, abre los ojos y pierde su mirada antes de lanzar señalamientos contra quienes considera sus adversarios. Es el Presidente de México.

A sus espaldas se localiza una joven con mocasines, pantalón rojo y una blusa blanca que es presentada como Ana Elizabeth García Vilchis; al momento de ser anunciada como la encargada de la sección “Quién es quién en las Mentiras”, sonríe y sus ojos la delatan. Hay más admiración que profesión.

A la nueva sección de la conferencia matutina le dedican 20 minutos aproximadamente; la preparación de la mujer, que en redes sociales se define como “chaira, feminista y Amlover”, es representada por su nerviosismo al interpretar datos: tartamudea, pronuncia mal las palabras y se apoya constantemente de un guion que tiene y debe leer para no equivocarse.

De la boca de quien se sabe fue Coordinadora de Contenidos Web en La Jornada de Oriente, surgen las mismas palabras que se han escuchado miles de veces en “las mañaneras”: el anterior régimen, salinistas, neoliberales.

García Vilchis es egresada de la licenciatura en Antropología Social de la Benemérita Universidad  Autónoma de Puebla (BUAP), actual suplente de la diputada local en Puebla, Daniela Mier Bañuelos, quien a su vez es hija del diputado federal y coordinador de la bancada de Morena en la Cámara de Diputados federales, Ignacio Mier.

Es esposa del excandidato de Morena a diputado federal por el distrito 12, René Sánchez Galindo, perdedor en Puebla. Defendió al diputado Saúl Huerta, de las acusaciones de abuso sexual en su contra, pero también se dijo a favor de su desafuero. Será propuesta como directora de Redes de la Coordinación General de Comunicación Social y Vocería de Presidencia.

¿Los periodistas al paredón? Raymundo Riva Palacios, Héctor de Mauleón, Carlos Loret de Mola, Peniley Ramírez, Desirée Navarro, Max Kaiser, Joaquín López Dóriga y Clemente Castañeda, entre otros.

“A este le pusimos ‘Nado sincronizado’, a las personas que vamos a mencionar en esta nota en especial, estamos pensando en inscribirlas a las Olimpiadas en la categoría de nado sincronizado, seguramente va a ser medalla de oro, nos traen la medalla de oro”, trata de ser graciosa. No lo es.

No podrá serlo.

No lo es porque, con esta sección, el Gobierno Federal pone en la mira a periodistas, con quienes se puede o no compartir opiniones, en la mira. Los coloca en ese lugar porque han sido críticos del régimen que se autodenomina la Cuarta Transformación.

Es imposible simpatizar con otra sección más del espectáculo de López Obrador porque muestra la peor versión de una administración: ser dueña y juez de la verdad y la mentira.

¿El origen? El despecho por las elecciones donde Morena perdió espacios y la mitad de las demarcaciones en la Ciudad de México. Los resultados de los comicios del pasado 6 de junio han sido señalados por el tabasqueño como consecuencia de la desinformación y una manipulación de la clase media mexicana.

Hay una ironía mayor. La consultora política SPIN detalla que en 913 días de gobierno se han celebrado 619 mañaneras con una duración promedio de 108 minutos con 53 mil 773 afirmaciones no verdaderas con un promedio por conferencia de 87.

La verdad es que no hay nada nuevo, la mentira sería decir que no son irrisorios.

Comentarios

Comentarios